Real Madrid

Real Madrid

publicidad
17 de septiembre de 2012 • 11:52 • actualizado a las 12:06

Fado en el Bernabéu: Cristiano triste, Mourinho abatido

La Liga de Campeones volverá a copar todas las miradas el martes cuando el Real Madrid, uno de los clubes más condecorados de la competición, se enfrente al Manchester City, los campeones ingleses cuyo vasto poder adquisitivo ha sido la vía más rápida para hacerse con la condición de peso pesado europeo. Imagen del delantero del Madrid Cristiano Ronaldo (izq.) con el técnico José Mourinho al fondo durante el encuentro de Liga disputado el 15 de septiembre contra el Sevilla en el estadio Ramón Sánchez Pizju
Foto: Marcelo del Pozo / Reuters
 

La jornada deja la imagen inquietante y desconocida de un Mourinho abatido en la sala de prensa del Sánchez Pizjuán. El técnico portugués volvió a criticar abiertamente a sus jugadores "habría cambiado a siete en el descanso" o "no tengo equipo". Pero esta vez, ante la sorpresa generalizada, por primera vez desde que es entrenador del Real Madrid admitió con impotencia su culpa: "Si los jugadores no juegan bien es por culpa del entrenador".

Es la peor versión de Mourinho desde que llegó al Madrid. Incluso más, es la peor versión de Mourinho en su carrera como entrenador. El portugués nunca empezó tan mal una temporada. El precedente más pobre se remite al Uniao Leiria, donde en 2001 encadenó una victoria y tres empates. Pero aún hay más, es la primera vez en su carrera que arranca una temporada con tres derrotas oficiales (Barcelona, Getafe y Sevilla). Algo que preocupa a un madridismo que jamás ha sido campeón de liga después de acumular una desventaja de ocho puntos respecto al líder.

A esto se suma el asunto Cristiano Ronaldo, cuya tristeza ha provocado una crisis en el club que sigue abierta. El futbolista suma dos goles, de los no menos inquietantes cinco del Real Madrid, frente a los seis tantos que lleva Messi. Cristiano, que no ha marcado aún fuera en Liga, ha perdido relevancia en el juego de ataque. Sólo ha sufrido diez faltas y su promedio de disparos a puerta ha bajado sensiblemente: 10 lanzamientos en cuatro partidos. Pero el dato demoledor es el de su promedio goleador: un gol cada 167 minutos. El peor Cristiano desde que está en el Real Madrid.

Terra Terra